Las 5 entradas + vistas del blog de crianza en 2013

Antes de este fin de año quería recopilaros las cinco entradas que han tenido más visitas en este primer año del blog de crianza que decidí tener dentro de Creando una familia.

 

5 entradas exitosas de mi blog de crianza

 

La apuesta por tener este blog aquí es arriesgada, lo sé.

 

Hasta yo a veces siento desfallecer en el esfuerzo por que no es una parte muy visitada de la web, pero para mí es muy importante que esté.

Es que siempre lo digo, lo más importante viene después de los procesos de reproducción asistida, o eres de las que como yo tarda, varios años en poder conseguir tener a su segundo hijo y te pasas todos los tratamientos intentando además aprender a ser la mejor madre que puedes ser.

Haz click en cada título para ir viéndolas.

 

El rinoceronte naranja o tengo que dejar de gritar, pero ¡ya!:

Este post lo escribí a raíz de conocer este movimiento de madres en la red con las que compartía el darme cuenta de que no podía seguir funcionando así con mis hijos. Es muy complicado tener niños y no gritar, yo os lo digo.

Siempre hay excepciones; tengo una amiga maravillosa que no lo hace. Una.

 

Los besos de los niños:

A que nacieron mis hijos no hay cuenta de lo que me molestaba que a los niños se les estoy pidiendo constantemente besos cuando en general, es algo a lo que ellos no tienden espontáneamente nada más que con las personas muy, muy cercanas. Luego mi hija creció y me desmontó estés argumentos, pero sigo creyendo en que no se puede obligar a ningún niño a dar besos.

 

Meter prisa a los niños:

Puf, otra de mis asignaturas pendientes. Lamentablemente el que más lo ha sufrido a sido Rodrigo, mi hijo mayor, creo que con las pequeñas esto ha cambiado bastante.

La prisa, la rápidez en hacer las cosas lo tengo totalmente interiorizado, no me preguntéis por qué, por que no tengo ni idea.

 

Cómo establecer los límites de mi pezón según Carlos Gonzalez

Hay que dar el pecho durante muchos meses, para saber de lo que estoy hablando, ¿verdad?

A partir de cierta edad los niños empiezan una sincronización con el pecho del que no están mamando que a las madres llega un punto que nos pone… aggggg

 

¿Es posible la crianza con apego teniendo gemelos?

Este ha sido mi post más polémico, lamentablemente hubo un malentendido y tuve que llegar a cerrar los comentarios pues empezaron a decirme de todo en ellos.

Sí, creo que se puede hacer una crianza con apego, pero hay que saber adaptarse. Así lo veo yo y así nos va a nosotros.

 

¿Hay alguna otra entrada que ti te haya gustado particularmente? Cuéntame por qué, por favor.

Acerca del autor

Eva María BernalEva María Bernal Eva María Bernal

Quizás también te interese:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *