Pensar bien el salto a donación de óvulos, semen y embriones

Estás en reproducción asistida quemando los últimos cartuchos con tus óvulos y ya te han planteado varias veces la donación de óvulos o de semen.

  • Si jamás habías pensado que ibas a necesitar reproducción asistida
  • Si el proceso se está prolongando mucho más de lo esperado
  • Si estás a punto de tener que tomar una decisión.

Venga, vamos a darle una vuelta:

 

)
Tan importante es ser capaz de ir adaptándose a lo que te vayas encontrando en el camino, como ser capaz de decir:

 

NO, LA DONACIÓN NO ES PARA MI

 

Todos los que estamos aquí tenemos una pasión por tener hijos que seguramente se ha ido acrecentando por lo largo que se está haciendo el conseguirlo y por la cantidad de negativos o incluso abortos que hayamos tenido.

Pero no todos podemos renunciar a nuestros genes cuando este pensamiento pasa por el estómago, como digo yo.

 

¿Sabes a qué sensación me refiero?

A cuando tu cabeza y tu mente te permiten pensar racionalmente que un camino es el correcto para conseguir tus objetivos,

pero tu tripa te se está retorciendo,

sientes un hueco,

una angustia en ella

y no te permite dar ese paso que sería el camino recto para lograrlo.

Ahí es cuando te sugiero que te sientes, que os sentéis, que lo penséis antes, que no se trata de correr y avanzar a toda costa.

Tus decisiones actuales en reproducción asistida te van a acompañar toda la vida. Y sobre todo a tu hijo.

Las personas que hemos decidido tener a nuestros hijos con donación de óvulos, semen o adopción de embriones no sabemos qué van a decir cuando sean mayores, así es que al menos por nuestra parte tiene que ser todo lo más trabajado y clarificado posible.

Ellos vienen de el amor total que nos llevó a buscarles, pero tú tienes que saber si ese camino también es para tí.

Busca ayuda profesional de psicólogos, terapeutas o asesoramiento, lo que tú quieras.

¿Y tú? ¿Decidiste parar los tratamientos de reproducción asistida cuando te encontraste en esta situación o seguiste adelante? Anímate a compartirlo con nosotros. ¡Vuestros testimonios son una inspiración!

Acerca del autor

Eva María BernalEva María Bernal Eva María Bernal

Quizás también te interese:

2 pensamientos en “Pensar bien el salto a donación de óvulos, semen y embriones

  1. A

    Querida Eva, gracias una vez mas por tus posts, reflexiones y sabios consejos en todo lo concerniente a la reproducción asistida. Creo que pensar bien antes de tener un hijo es algo que tod@s deberíamos hacer siempre, no solo cuando te planteas la donación de ovulos, semen o embriines, sino siempre. Tenemos que pensar que queremos un hijo y que le querremos tal como sea, tanto si es el hijo ideal que soñamos como si no. Esto incluye al hijo que lleve nuestros genes, el que no los lleve, el que se parezca al sinvergüenza de mi ex marido o ex mujer, al que llora de noche y no me deja dormir, al que nobse parece a mi aunque sea de mis óvulos, al tragon, al que no come, al nervioso…Es nuestro hijo, y a el o ella deberíamos amar incondicionalmente. Si no estamos preparados para esto, da igual que lleve nuestros genes o no, es que no estamos preparados para ser padres o madres aun, en mi opinión.

    Responder
  2. Eva María Bernal Post author

    Hola, muchas gracias. Tú además desde la perspectiva que da toda tu experiencia ya sabes que lo importante empieza después del positivo, verdad ? Y sobre todo cuando nace el niño y compartimos el día día con él.
    Antes de la donación, no hay que precipitarse, hay que insistir siempre en eso. Un beso para los dos!

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *